jueves, 7 de agosto de 2008

Carta del Guasón al Caballero Rojo


Asilo del Arkham, 7 de agosto de 2008

Muy señor mío:

Ante todo, mis respetos, y sepa usted que esta misiva está escrita desde la admiración y el profundo respeto que me merece. Hace años que he estado tentado de escribirle, pero no fue sino hasta hace pocos días que me decidí, culpemos a la emoción febril que me han provocado sus artimañas y trampitas para colar esas 26 leyes a las que hace apenas ocho meses le dijeron en las elecciones que NO, pero que usted insiste por cuenta propia en que la cosa es sí. Bravo, maestro, aquí en el Asilo cada vez que alguien le menciona hacemos la ola y con los ojos cristalizados por el llanto emocionado exclamamos: “Sí, sin duda, es uno de los nuestros”.

Quizás usted no se ha dado cuenta pero son varias las cosas que inexorablemente nos unen. Comencemos diciendo lo evidente, cada vez que nos asomamos en el espejo vemos a alguien que pareciera llevar máscara pero resulta que no. Son pocos los que se pueden ufanar de haberse convertido exactamente en su propia máscara. Ambos somos de la raza funesta de los payasos trágicos. Yo llevo una sonrisa permanente que literalmente me pinta la cara de oreja a oreja y usted cuando sonríe se le desaparecen del todo esos ojos suyos como de luchador de sumo intoxicado con sashimi pasado y embutido en trapos rojos. Por otra parte, mi misión en la vida ha sido la de crear el caos en Ciudad Gótica, mientras Usted se ha encargado metódica y responsablemente de transformar la suya en Ciudad Caótica. A ambos nos gusta la madrugada para dar nuestros golpes, eso sí, mandamos a nuestros esbirros a que se inmolen mientras nosotros -desde una altura prudente y a buen resguardo- lo vemos todo escondidos y cuando estamos bien seguros de que se disparó el último tiro y que la situación ha sido controlada por otros entonces ahí sí nos asomamos frente a las cámaras y decimos “Sí, he sido yo. Lo hice por ustedes”.

Perdone mi atrevimiento, Caballero Rojo (y con la esperanza de que lo de caballero no le incomode), pero cómo hace usted para renovarse su flota particular de malos ineptos. Porque esa es otra cosa que nos une estrechamente, lo que pasa es que a mí se me agotaron y vaya que tampoco es una raza tan común; porque uno puede se maluco de corazón o inepto para hacer las cosas, pero unir lo malo y lo inepto en un mismo cuerpo es como demasiado. Los que yo tenía me los fue coñaceando y sacando de escena Batman a punta de episodios de esos en que PIM, PAOOO, ZAZZZZZZ, OUCHHH, BOOOM. Pero yo veo que usted debe tener una escuela o una máquina que los produce en serie o una cantera de donde salen a borbotones altos funcionarios resentidos, aduladores y con inteligencia limítrofe. ¡A usted le crecen alrededor como en generación espontánea! ¿Qué hace? ¿Cómo hace? ¿Los compra también, verdad? Eso es lo bueno de tener más dinero que Bruno Díaz ¿O será que se le vienen solitos atraídos por el aroma? Yo que lo he seguido por tanto tiempo y que lo sé un hombre generoso –con lo propio y con lo ajeno también- le pido que me mande unos 20, regáleme los que quiera, pero no por medio de los canales oficiales sino depositados directamente en mi cuenta personal para que no sea tan engorroso. Si quiere, a cambio, yo le doy el discurso de orden el próximo 5 de julio en la Asamblea Nacional, así no nos debemos nada. Estamos tablas.

Me tomaré también la licencia, caro mío, para aprovechar esta epístola y hacerle algunas sugerencias, ayudarle a abrir los ojos (ay, qué bueno me quedó , por eso soy el Guasón), para que así pueda desenmascarar a los truhanes que se hacen pasar por sus cómplices y proceda a aliarse con pillos que estén realmente a su altura.

-No siga buscando consejo en Darth Fidel: es igualito –inclusive físicamente- al personaje que hizo Christopher Lee como el Conde Dooku en el Episodio II de La guerra de las galaxias. Sale sólo al final y arrastrándose, más del 80% es puro mito o está hecho en computadora; y todo el mundo sabe que además de fastidioso y de no aportar nada nuevo a la historia el tipo está muerto.

-Tenga cuidado con Lula “Two Faces” Da Silva. Ese gordo es como el Barón Ashler, le pone cara de garota con vena social para que usted le compre los tragos y le monte el apartamento y cuando se voltea se quita el hilo dental de lentejuelas y se pone su traje de hombre de negocios para sentarse con Geroge W a hablar de plata.

-Rafael “El Acertijo” Correa: Dicen que es un hombre culto, preparado, un profesor que viene de la academia. ¿No le parece sospechoso que alguien supuestamente cultivado dentro de esos ámbitos se comporte igualito y tenga el mismo discurso del nicaragüense Ortega? La misma actitud, idéntica, al Ortega cuando está despeinado y con sus cuatro pelos largos de la pollina cayéndole sobre el bigote mientras se desgañita con lanzar contra Colombia unos misiles que tiene enterrados desde el año 82. Hasta yo pongo cara de interrogación: qué gente más rara.

-Mosca con Cristina “Gatúbela” Kirchner (la esposa del Pingüino). Usted no se ha dado percatado aún pero en algún momento ella y Diego Maradona se encontrarán en un punto en que se convertirán en la misma persona. Usted está irremediablemente atraído hacia ella –aunque su corazón también vibra cuando se asoma el turbante de Piedad- pero el problema de alguien con una sobredosis de Botox (“Sho cuento con toda la intención de Botox del electorado argentino”) es que no sabes en qué cosa estará convertida mañana. Si un día a esa mujer se le ocurre ponerse el uniforme del Boca Juniors o a Maradona ponerse sus prendas de Louis Vuitton, usted se las va a ver terribles. Y puede terminar envuelto en una cosa que hasta para alguien como yo sería horripilante y deplorable. Además, imagínese a un Pingüino cornudo (oh, esa imagen me conmueve).

- En cuanto a Evo: Por favor, Red Knight -perdona que te tutee ya a estas alturas-, pero ¿tú en serio no te has dado cuenta de que él ni siquiera pertenece a esta comiquita? Ese tipo se vino coleado de Pokemón, y además era uno de los monstruitos de reparto, uno verde de los que aparecía fuera de foco en la fila de atrás del bando de los malos.

Mi muy apreciado Caballero Rojo, ruego me dispense mi atrevimiento y el abuso de su tiempo que bien podría estarlo empleando en una cadena nacional de radio y televisión mientras humilla a los técnicos que le permiten ir al aire, sirva esta carta por último como una invitación, una mano extendida que le ruega: “Véngase para acá”. Aquí en el Arkham lo que hay es pura gente como uno. Batman se ha encargado de inhabilitar a los villanos y a los locos peligrosos de Ciudad Gótica, exactamente lo contrario a lo que Usted ha logrado por allá. Lo necesitamos, sin nosotros este equipo es como Brasil sin Kaká ni Ronaldinho. Aquí jugaremos ajedrez, le prestaré mis cómics de Frank Miller para que se lea algo digno y deje de llenarse la cabeza con esa basurita pseudoépica de Zamora y compañía. Además vamos a tener tiempo para hablar, para perpetrar, para inventar nuevas técnicas de saboteo, para practicar y pulir nuestras mentiras. Yo voy a mejorar mis historias de cómo me hice esta cicatriz que me puso la sonrisa de oreja a oreja mientras usted ensaya su cuentote del socialismo bolivariano del siglo XXI. Pásese una temporada aquí en ésta que es su casa. Tómese su tiempo y descanse un poco, no sea cosa que con tanto agite, tanta pastilla y tanto odio vaya a acabar en el mismo sitio que el fulano ése que pretendió hacer de mí la última vez.

Espero por Usted. Suyo,

El Guasón.



7 comentarios:

Anónimo dijo...

¡Brillante, Urriola! con tu Guasón.

Nelke dijo...

Jajaja! me encanta°!

Anónimo dijo...

De verdad me da intriga saber en qué momento se te ocurren todas estas vainas. Uno de tus mejores posts, que ya es bastante decir.
LAI

Ernest dijo...

Yo también me pregunto eso. Debe ser que estás enamorado.

Ophir Alviárez dijo...

José hoy leí que sonreír sanaba y es cierto, porque mientras leía la risa iba haciendo eco en mi medio día y se escapaba por la ventana llevándose algunas cosas pesadas y más.

Da gusto la soltura de la voz y el desenfado.

Un abrazo,

OA

Georgia dijo...

brindo por la formación de tu ADN

interesante navegar en este mundo que planteas

Georgia

http://poesia-en-georgia.blogspot.com

Vinz dijo...

Buen post... Gracias por publicarlo.
Saludos,
V.