sábado, 19 de mayo de 2007

Formas peliculeras de salir de una fiesta.



Por encadenado de disolvencias
Típico de esa gente que desde el momento en que dice “me voy” hasta el instante en que de hecho se van pasan por lo menos 2 horas. Se van despidiendo por estaciones y se les va media hora en cada una. Pueden tardar más de una hora para traspasar el umbral de la puerta y otra más en la mitad de la calle, en plena madrugada, paranoicos porque los van a asaltar o porque mosca que viene un tipo rarísimo en aquella acera. Pero igual no se van, aunque pasen frío, aunque bostecen, aunque se haya agotado todo tema de conversación, aunque les duelan las piernas y tengan que recostarse del capó o de un hidrante. O hasta que, de hecho, el tipo rarísimo los asalta.

Por fundido a negro (fade to black)
Suele ser gente que llega muy animada a la fiesta pero cuando van por la mitad de la noche comienzan a cabecear y los ojos se les van poniendo rojos. Cuando ya la fiesta va por la altura de “bájense de la mula para ir a comprar otra botella” o “qué tal si nos vamos a bailar a otro sitio” ya ellos no están. O sea, sí están, pero sólo de cuerpo presente porque el cerebro se les apagó hace rato. Duermen sobre el sofá con el respectivo charco de saliva sobre el cojín o los dejan en cualquier estacionamiento medio acostados en el asiento trasero mientras todos rumbean.

Ejemplo:
-Arístides ¿y qué pasó con Mary que hace rato que no la veo, la fuiste a llevar a su casa?
-No, vale, la dejé durmiendo en asiento de atrás del carro; pero yo no creo que le pase nada porque hay un módulo policial por ahí cerca.
-Ah, bueno, tranquilo.

Por fundido a blanco (Flash)

Mejor vamos con el ejemplo de unas:
-Pana, Maritza se desmayó.
-Coño ¿y qué le pasó?
-Se tomó cuatro cuba libres, dos gin tonics, cuando se acabó el ron y la ginebra alguien se sacó una botella de tequila y entre tequilazo y tequilazo –yo creo que ella se mandó como 5 shots- rodamos un porro. A la tercera calada se desplomó.
-Claro, pana, tiene una pálida brutal.
-Ah, con razón está así de blanca.

Por fundido a rojo (fade to red -o a cualquier otro color imaginable-)
Y… mejor vamos con otro ejemplo:
-Pana, Maritza se desmayó.
-Coño, y qué le pasó ahora.
-Se tomó 5 whiskys, 3 destornilladores. 5 ó 6 pases. Estaba demasiado high y entonces se bajó las revoluciones con un porro que parecía un palo de escoba. Pero luego le dolía la cabeza y se metió 3 Ibuprofenos; pero se nos ocurrió que a lo mejor lo que tenía era una crisis alérgica y se empujó par de Polaramines. Y entonces comenzó a respirar con dificultad y nos dijo: “el asma, lo que tengo es asma, pásenme la bomba del asma que está en mi cartera”. Y cuando iba por el tercer bombazo, de cuatro que se iba a mandar, se puso roja rojita y se desmayó.
-Vámonos ya para emergencia.

Por corte caliente
Es la gente que se levanta de pronto en la emergencia de un hospital con la cabeza vendada, o con un yeso, o entubado, o con 25 puntos internos y 30 externos, o con todas esas cosas juntas. Ellos se quejan ahora desde una cama clínica y lo último que recuerdan es que hace nadita estaban rumbeando en una fiesta.

Ejemplo 1:
-Pero bueno, marciano, qué te pasó güevón.
-Que yo los veía a ustedes en la calle haciéndome señas para que nos fuéramos y venía saltando las escaleras de tres en tres y cuando estaba a punto de cruzar la puerta del edificio todo se apagó. Puf. Aparecí aquí.
-Claro, marciano de mierda, la puerta de vidrio estaba cerrada. Te estrellaste con todo. No dejaste ni un trocito en pie. Y esa vaina cuesta un realero. Por cierto, hicimos una vaca y nos alcanza sólo para ponerte 5 puntos de sutura. Te faltan como 20 más ¿Cuánto tienes tú ahí?

Ejemplo 2:
-Me dio un súper ataque de asma en esa fiesta, ¿verdad?
-Maritza, mejor dejamos esto hasta aquí. Necesito un tiempo.

11 comentarios:

Anónimo dijo...

Pana, qué bueno está esto. Yo he salido por fade a negro de varias fiestas, y creo recordar un par que me he ido por flash! jejejeje

Luis A.

german dijo...

que parecia un palo de escoba.... coño!

MDTorres dijo...

Otra forma de salir... "liquify". O sea, botando el alma en líquido o semilíquido abrazado/a a la poceta del dueño de la casa.
Lo que queda de uno cabe por la rendija debajo de la puerta si es que no se queda dormido/a en el piso del baño y amanece allí al día siguiente, aún sin alma y con burda de pena.

Anónimo dijo...

Formas peculiares de entrar en fiestas de Serie A

sergiomarquez dijo...

José, hay fiestas en las cuales se entra en picado y se sale en contrapicado. Salud.

Mil Orillas dijo...

JAJAJAJAJA!

Qué bueno, José!

La puerta cerrada y el ataque de asma no los voy a poder olvidar nunca!

jajajajaja!

Arcangel Vulcano dijo...

José, me has hecho recordar unas cuantas fiestas y tertulias, en verdad, me pregunto ¿Quien se ha salvado de algún episodio difícil de esos que describes?.

Saludos.

CABINA AÉREA dijo...

ja,ja,ja,ja...yo soy del tipo "fade to black"...los ojos se me ponen rojitos y chiquiticos entre las 10:30 y las 11:00pm

Anónimo dijo...

José, sería genial que en estos días de incertidumbre nos regalaras alguno de tus escritos. Siempre tienen aires esperanzadores. Lo espero con ansias

La Gata Insomne dijo...

GENIAL PARA VARIAR, PARECE UN MENÚ.
MI PREFERIDO

mARITZA NECESITO UN TIEMPO!!!!

POBRE, Y EL DE CUÁNTO HAY PARA UNAS PUNTADAS MÁS

norell dijo...

Siiiiiiii...
Que buenas rumbas!!!!!!!!

Me gusto lo del palo de escoba...
Ahi voy pegada...

Nos vemos en una fiestica...